Agentes de la Policía Nacional han procedido a la detención de un grupo de cinco individuos como responsables de la sustracción de tres vehículos de alta gama y el intento de un cuarto, así como de los delitos de hurto, estafa y falsedad documental.

 

Las actuaciones, enmarcadas dentro de la “Operación AMG”, se circunscriben en su temporalidad a lo largo de este año cuando, en dependencias de esta Jefatura Superior de Policía, son tramitadas varias denuncias por una tentativa y tres sustracciones de vehículos de alta gama, de las series CLK, CLS y GLK de la marca “Mercedes”, en Logroño.

Modus operandi muy peculiar

Una vez detectados los vehículos, accedían a los garajes comunitarios por la puerta de entrada a los mismos, aprovechando un descuido de los propietarios cuando se disponían a estacionarlos, cubriéndose la cara con un casco de motocicleta para no ser reconocidos. A continuación, procedían a su apertura de manera limpia y sin dañarlos, para sustraer el mando de apertura del garaje y fotografiar el turismo por dentro y por fuera, evitando detalles que lo pudieran hacer identificable por sus dueños.

Seguidamente hacían una copia de las llaves, una vez obtenidos los códigos de apertura por procedimientos electrónicos, para ser ofertados finalmente a través de una conocida página web, a un precio muy por debajo de su valor real.

Cuando por fin tenían comprador, preferentemente con residencia cercana a Logroño, sustraían los vehículos coincidiendo con la fecha y la hora aproximada de la cita con el mismo, evitando así que pudieran ser denunciados a la policía.

Se presentaban como familiares del vendedor o mediador para su venta, con documentación falsa o sustraída y un contrato de compra-venta entre particulares ya redactado, solicitando su pago en metálico por adelantado, alegando el bajo coste acordado.

Cinco detenciones en relación con los hechos

Las investigaciones han concluido con la detención de cinco varones, de edades comprendidas entre los 24 y 28 años, cuatro de nacionalidad española y uno sudamericano, todos ellos residentes en Logroño, alguno de ellos con varios antecedentes por robos con fuerza. En el grupo, uno de ellos era el encargado de la parte técnica, así como de la sustracción y venta de los vehículos, mientras que el resto, apoyaba y cooperaba aportando direcciones de correo y números telefónicos de contacto, incluidos en la página web para su venta.

En el registro de la vivienda y el vehículo del principal encartado, se ha logrado incautar diverso material para la apertura de vehículos (varillas metálicas de apertura, ganzúas, diversa herramienta y guantes), una pistola de aire comprimido y otra eléctrica, unas esposas, once mandos de garaje, dos juegos de llaves de otros automóviles y un dispositivo localizador GPS.

La “Operación AMG” ha sido llevada a cabo por la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta (UDEV) de la Brigada Provincial de Policía Judicial de esta Jefatura Superior de La Rioja.

Los detenidos, junto con las diligencias policiales, pasaron a disposición del Juzgado de Instrucción en funciones de Guardia, quién decretó el ingreso en prisión del principal investigado y la puesta en libertad con cargos del resto.

Significar que, la totalidad de los vehículos sustraídos, han podido ser localizados y recuperados sin signos de forzamiento alguno, encontrándose en la actualidad en manos de sus legítimos propietarios.