El presidente del Gobierno de La Rioja, José Ignacio Ceniceros, ha subrayado hoy el nuevo compromiso del Ministerio de Fomento para avanzar en la mejora de las infraestructuras de comunicación y transporte en la comunidad autónoma, atendiendo así una reivindicación de la sociedad riojana.

 

Ceniceros ha trasladado este mensaje con motivo del inicio por parte del Ministerio de Fomento de la redacción del proyecto de duplicación de la N-232 entre Calahorra y Alfaro hasta el límite con Navarra. “Será el primer tramo de esta carretera que se convertirá en la futura autovía A-68 en La Rioja”, ha señalado durante su comparecencia en Haro por la celebración del 125 aniversario de la Estación Enológica situada en este municipio de La Rioja Alta.

La actuación se incluye en el protocolo de colaboración firmado en mayo por el Ministerio de Fomento y la Comunidad Autónoma con objeto de mejorar la funcionalidad y la movilidad en el corredor del Ebro formado por la autopista AP-68 y la carretera N-232.

“Este proyecto”, ha añadido Ceniceros, “atiende el objetivo prioritario de aumentar la seguridad vial y reducir la siniestralidad en la N-232”, al tiempo que supondrá “un sustancial avance en la mejora de las infraestructuras de comunicación y transporte en nuestra tierra”.

El presidente del Gobierno de La Rioja ha reconocido el trabajo que se está llevando a cabo en este ámbito. “Estamos colaborando al máximo con el Ministerio de Fomento”, administración competente en esta materia, “pero sin dejar de reivindicar y exigir las necesarias mejoras de las infraestructuras por carretera y en tren”. “Somos conscientes de que se trata de una demanda de la sociedad riojana”, ha resaltado.

Detalles del proyecto

El proyecto de desdoblamiento de la N-232 entre Calahorra y Alfaro hasta el límite con Navarra supondrá el primer tramo de esta carretera que se convierte en la futura autovía A-68 en La Rioja.

El presupuesto de las obras se estima en 124 millones de euros con el fin de duplicar un tramo de 25,5 kilómetros aproximadamente, que soporta una notable intensidad de tráfico, en especial, de vehículos pesados. El plazo de ejecución para la redacción de este proyecto es de 18 meses.