El Consejo de Gobierno ha aprobado hoy, a propuesta de su presidente, José Ignacio Ceniceros, los decretos que regulan la concesión de los títulos de Riojano Ilustre a Basilio García Pérez-Aradros y a José Luis López de Silanes; distinciones que se entregarán el próximo 9 de junio en San Millán de la Cogolla en el transcurso del acto institucional del Día de La Rioja.

 

En la concesión de este distintivo al arnedano Basilio García Pérez-Aradros, el Gobierno de La Rioja destaca su “contribución al crecimiento y la expansión del sector del calzado; un sector decisivo en nuestra economía regional”. Asimismo, el presidente  del Gobierno riojano elogia la figura de Basilio García, fundador del Grupo Hergar (que acaba de celebrar su 50º aniversario), como “una persona hecha a sí misma, una historia de confianza personal y de confianza en La Rioja; en todo lo que podemos hacer cuando ponemos la innovación, la internacionalización y el diseño al servicio de nuestra competitividad, de nuestro crecimiento y de nuestra prosperidad”.

En su propuesta, José Ignacio Ceniceros subraya que el empresario arnedano es “una referencia de emprendimiento, de afán de superación y de visión” y afirma que con su distinción como Riojano Ilustre pretende reconocer “a una generación de empresarios que confió en La Rioja y en nuestras posibilidades. Que aprovechó nuestra capacidad, nuestra fortaleza y que hizo nuestra economía más moderna y competitiva”.

En este sentido, señala que “el resultado de su trayectoria profesional, de su legado, hoy en mano de la segunda generación de la familia” traslada a los riojanos “la necesidad de seguir innovando, de seguir creando, de seguir abriendo nuevos horizontes y nuevos mercados. Para seguir creciendo juntos y seguir creando empleo”. “El calzado riojano es hoy una referencia nacional e internacional gracias al buen hacer, a la visión empresarial y del sector de empresarios como Basilio; y su contribución a la proyección de nuestra marca también debe ser reconocida”, concluye.

 

 

Basilio García Pérez-Aradros

Nacido en Arnedo en 1942, empezó a trabajar a los 14 años como encargado de la sección de corte en una empresa de calzado. A los 26 años creó el Grupo Hergar con el objetivo de crear productos diferenciados que combinaran la tradición artesanal arnedana con un alto valor añadido.

La creación de la marca Callaghan en 1987 supuso un punto de inflexión para el Grupo, junto con la adquisición en 1991 de la marca infantil Gorila. En 2004, la tecnología patentada internacionalmente Callaghan Adaptaction constituyó un hito clave para la marca.

En la actualidad, la empresa Grupo Hergar  factura 50 millones de euros y produce más de un millón de zapatos al año. Además, genera 180 puestos de trabajo directos y otros 900 indirectos, está presente en los cinco continentes y cuenta con más de 3.000 puntos de venta.