El Consejo de Gobierno ha autorizado el gasto a la Consejería de Sostenibilidad y Transición Ecológica de 1.300.566,96 euros repartidos en dos anualidades, para acometer varias mejoras en la carretera LR-382, entre el punto kilométrico 12+950 y el 13+860, en el polígono Planarresano de Arnedo.

El objetivo es facilitar el tránsito de vehículos, bicicletas y peatones, así como aumentar la seguridad vial en la zona industrial de Planarresano que se extiende a ambos lados de la carretera LR-382.

El proyecto incluye la construcción de dos glorietas en los extremos del tramo de la vía que facilitarán los movimientos de los vehículos, especialmente de los camiones que accederán a las diferentes industrias que se asientan a ambos márgenes de la LR-382. De esta forma, se eliminarán las maniobras de giro a la izquierda, mejorando con ello la seguridad vial y la funcionalidad de la carretera.

Asimismo, se prevé la construcción de una acera peatonal de 1,5 metros de ancho y un carril bici de 2,40 metros que incluirá un bordillo de 15 centímetros. Esta actuación se realizará desde el punto kilométrico 0+145 al 0+373, en la margen izquierda de la carretera, y desde el punto kilométrico 0+373 al 1+147, en la margen derecha. En la margen izquierda, desde el punto kilométrico 0+882 al 1+147 se mantendrá la acera de hormigón existente.

Además, se pondrá en funcionamiento una red de aguas pluviales en los bordes de la carretera que servirá a su vez a las industrias ubicadas en la margen derecha de la calzada.

Las obras también incorporan una nueva canalización de alumbrado público en zona de nuevas intersecciones, y el desmontaje y la recuperación de los puntos de luz existentes. Del mismo modo, se iluminará las zonas en las que se ubiquen las nuevas glorietas y se colocarán 12 nuevas farolas de diez metros de altura.

Entre los trabajos también se incluye la mejora del firme de la carretera LR-382 y la renovación de elementos de señalización y balizamiento.

El Servicio de Carreteras de la Dirección General de Infraestructuras, que ha elaborado el proyecto, prevé un plazo de ejecución de seis meses.