El Ayuntamiento de Calahorra y el Gobierno de La Rioja invertirán 155.000 euros en la reparación de los colegios de educación infantil y primaria de propiedad municipal de Calahorra: Ángel Oliván, Quintiliano y Aurelio Prudencio, poniendo de manifiesto el compromiso del Equipo de Gobierno con la mejora de los Colegios.

Por otra parte, el Ayuntamiento de Calahorra está acometiendo el plan de mejora de accesibilidad a los centros educativos de la ciudad con un coste de 1.078.000 Euros.

En concreto, en el colegio Quintiliano se han aprobado recientemente los trabajos de panelado del pasillo del colegio por un importe de 11.418,58 Euros, IVA incluido, susceptibles de ser financiados por el Gobierno de La Rioja en un 30 %. Se ha redactado el proyecto para la sustitución de la caldera de este centro, cuyo coste de redacción, unos 5.000 Euros, será asumido al 100 % por la Consejería de Educación. A continuación, se licitará el cambio de dicha caldera con un presupuesto estimado de 65.000 Euros que será asumido al 50 % por el Gobierno de La Rioja y el Ayuntamiento de Calahorra.

En el colegio Aurelio Prudencio se ha aprobado un contrato menor para la sustitución de 30 radiadores con un presupuesto de 13.527,80 Euros, IVA incluido, susceptible de ser financiado al 30 % por el Gobierno de La Rioja.  También se va a acometer la ampliación del cerramiento y la reforma del vallado para el acceso con un coste de 13.197,70 Euros, asumido por el Gobierno de La Rioja en su totalidad.

En este centro también está prevista una partida de 32.000 Euros del presupuesto municipal de 2020 para la realización de las mejoras planteadas para este colegio en el Plan de Accesibilidad aprobado en 2017.

En el colegio Ángel Oliván, se acometerá la reforma integral de los aseos de la planta baja, que supondrá una inversión de 48.278 Euros que serán financiandos en su totalidad por el Gobierno de La Rioja.

Además, la inversión más importante a llevar a cabo en el entorno del colegio Ángel Oliván y que incidirá decisivamente en la mejora de su accesibilidad será la reurbanización de la calle Eras, plaza Eras y calle Santa Teresa de Jornet. Una actuación cuyo objetivo principal es revertir una situación producida tras décadas de abandono en el entorno del Colegio Ángel Oliván.

Esta actuación ha sido prioritaria para el nuevo Equipo de Gobierno, y por ello fue una de las primeras decisiones ejecutivas que fueron tomadas en julio 2019. Así, fue necesaria la realización de una incorporación de crédito aprobada por el Pleno del Ayuntamiento en septiembre de ese mismo año.

La tramitación por parte del consistorio ha sido especialmente ágil. El proyecto fue adjudicado en diciembre de 2019 y la obra en julio de 2020 y supone una inversión final de 900.000 Euros. Las obras comenzarona finales de agosto y en la actualidad ya se están ejecutando.

A estas obras se añade la inversión realizada por el Ayuntamiento en la Avenida de Numancia, que mejora la accesibilidad del colegio Milagrosa, por importe de 146.000 Euros, recientemente ejecutada.

En total, se invertirán en un año y medio más de 1.233.000 Euros en la mejora de los colegios de la ciudad y de sus condiciones de accesibilidad, que se une al esfuerzo en la mejora de la limpieza de los colegios públicos frente a la COVID 19.

Este esfuerzo inversor es muestra del compromiso del Equipo de Gobierno con la mejora de las instalaciones educativas y, aunque somos conscientes de que queda aún mucho trabajo por hacer, este se irá acomentiendo paulatinamente.