La Junta de Gobierno Local (JGL) del lunes 27 de septiembre aprobó el contrato mixto de obras de cerramiento y cubrición del yacimiento arqueológico de “Las Medranas” en Calahorra, para su musealización y puesta en valor.

El importe inicial de licitación de esta actuación será de 798.718,59 euros, IVA incluido. Al tratarse de un proyecto incluido en la EDUSI “Calahorra, dos milenios de futuro” la actuación es susceptible de ser cofinanciada al 50 % por la Unión Europea a través del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER) en el marco del Programa Operativo Plurirregional de España (POPE) 2014-2020.

Esta mañana, en rueda de prensa, la alcaldesa de Calahorra, Elisa Garrido y el concejal de Fondos Europeos, Esteban Martínez, han presentado el proyecto.

Martínez, ha recordado los proyectos que el Equipo de Gobierno ha llevado a cabo en los últimos dos años por importe de 2,2 millones de euros entre las que se encuentran la urbanización de la calle Arrabal; las obras de reforma de la Casa de los Curas; el acondicionamiento y puesta en valor de la muralla romana de la cuesta Juan Ramos, la redacción y aprobación del PMUS, las obras de climatización del edificio de oficinas municipales de la calle Teatro, los equipos y el mobiliario de la casa de Carramiñana, las instalación del anillo de fibra óptica municipal, así como la inclusión de obras anteriores dentro del programa operativo.

Por su parte, Elisa Garrido, ha enmarcado esta actuación en el empeño del Equipo de Gobierno de recuperación del patrimonio de la ciudad. Se trata de un yacimiento arqueológico que contiene restos de dos épocas diferenciadas, por un lado un torreón de datación romana del siglo I y por otro lado de unas estructuras de lagares datados en los siglos XVII y XVIII que nos hablan de una importante actividad vinícola en la ciudad.


Cabe recordar que en la pasada legislatura el Ayuntamiento de Calahorra renunció al desarrollo en ese solar de viviendas sociales y que actualmente los restos arqueológicos se encuentran ocultos.

La Junta de Gobierno Local del lunes aprobaba este expediente de contratación que conllevará tanto la redacción del proyecto definitivo como de la obra. La intervención consistirá el vallado del entorno del yacimiento y su cubrimiento para protegerlos de las inclemencias del tiempo que a su vez evite la ubicación de elementos de apoyo dentro del yacimiento.

Precisamente, el carácter mixto del contrato implica que serán las propias empresas las que presenten sus soluciones especiales de cubrimiento homologado y certificado, tratando de garantizar así la concurrencia a este proceso de licitación.

La actuación también incluye el derribo de una vivienda de propiedad municipal situada entre la travesía pastelería y las cuatro esquinas que permitirá excavar una parte que puede ser fértil arqueológicamente hablando. También incluye el vallado, la disposición de unos caminos de suelo de vidrio resistente al tránsito peatonal para crear itinerarios de observación, protegidos con barandilla, la colocación de elementos explicativos gráficos y escritos y la iluminación general desde el techo y desde la parte baja del yacimiento y la iluminación puntual de los elementos más singulares del yacimiento.

Con posterioridad, el Ayuntamiento actuará en una segunda fase en el resto de la manzana, donde ya no hay potencia arqueológica y donde previsiblemente será instalada una zona de aparcamiento.

Esta obra se enmarca en el empeño del Equipo de Gobierno en recuperar el patrimonio del casco antiguo, conocer más y mejor del pasado histórico de la ciudad y potenciar el turismo mediante actuaciones como la recuperación de la muralla romana de Juan Ramos, el proyecto para recuperar el Torreón de Portillo de La Rosa, las obras recientemente comenzadas para hacer visitables las cloacas romanas, las actuaciones que el Ayuntamiento tendrá que llevar a cabo para hacer visitable puente medieval aparecido con motivo de las obras de la calle Arrabal o la colocación del canal aparecido en la calle Eras.